Home > Noticias > Sin cambios en el Banco de la Reserva de Nueva Zelanda

Sin cambios en el Banco de la Reserva de Nueva Zelanda

23 septiembre, 2020 By Mircea Vasiu

El Banco de la Reserva de Nueva Zelanda (RBNZ) acaba de hacer una declaración sobre su política monetaria. Ha decidido continuar con el programa de flexibilización cuantitativa (conocido como LSAP – Large Scale Asset Purchase Programme, Programa de Compra de Activos a Gran Escala) y mantener el tipo de efectivo oficial en el 0.25 %.

Nueva Zelanda está considerada como uno de los pocos países del mundo en los que la pandemia se ha controlado con relativo éxito. Con su ejemplo, ha enseñado a otros países desarrollados lo que se puede hacer.

Sin embargo, recientemente, las infecciones por COVID-19 han obligado a cierres regionales, especialmente en Auckland, lo que supone importantes repercusiones para la actividad económica. Así pues, el RBNZ ha decidido mantener una política monetaria acomodaticia y es probable que siga así mientras se necesite hasta que la economía se recupere.

Las perspectivas de inflación y empleo siguen siendo moderadas

Para fijar su política monetaria, el RBNZ tiene en cuenta tanto el empleo como la inflación. En otras palabras, para cumplir su mandato, el banco central necesita ver notables mejorías en ambas áreas antes de actuar. Hasta ahora, ambas están por debajo de los niveles previos a la pandemia y el panorama sigue siendo sombrío.

La economía de Nueva Zelanda es especial. Famosa por tener más ovejas que personas en la isla, Nueva Zelanda es uno de los mayores exportadores de productos lácteos a China y de productos ovinos a Oriente Medio (por ejemplo, carne).

Su proximidad a Australia hace que su moneda, el dólar neozelandés (NZD), se mueva en estrecha correlación con el dólar australiano. De hecho, el par AUD/NZD es uno de los pares que ronda la paridad desde hace ya algunos años, en pocas ocasiones ha superado el 10 % hacia arriba o hacia abajo antes de que el mercado se haya autocorregido.

El NZD se ha movido a la baja antes de la decisión de hoy del RBNZ. Puesto que la semana bursátil comenzó hace dos días, el par NZD/USD cayó desde 0.68 a 0.66, pero se puede atribuir fácilmente la corrección al movimiento de riesgo más alto que se está viendo en el mercado de valores de los EE.UU. El repunte del dólar estadounidense en todos los tableros explica los fuertes movimientos previos a la decisión de un banco central.

Volviendo al RBNZ, uno de los aspectos más interesantes que ha señalado es que el mercado inmobiliario se ha fortalecido recientemente. Además, los precios se han elevado en los últimos meses en fuerte contraste con lo que el banco aguardaba. Por lo tanto, se espera que un mercado inmobiliario más fuerte pueda ayudar a la recuperación económica. Por otro lado, puede que tan solo sea una anomalía, ya que la población se aprovecha de los bajos tipos de interés.