Home > Noticias > Operar con eventos extraños en los mercados financieros durante 2020

Operar con eventos extraños en los mercados financieros durante 2020

La pandemia de la COVID-19 ha afectado a los mercados de una forma inusual. Las tendencias a largo plazo se detuvieron de forma repentina e incluso se invirtieron, como ocurrió con la expansión económica australiana. Si bien podemos dedicarnos a debatir sobre el impacto de la pandemia, es mucho más interesante estudiar la reacción de los inversores a lo que siguió. 

Por ejemplo, los inversores inundaron el mercado de valores con un fuerte interés, incluso con valoraciones que no tienen ningún sentido. Se llegó a tales extremos que el año 2020 se ha convertido en el más inusual de la historia del mercado de valores.

Los índices bursátiles han alcanzado máximos históricos

Quizá lo más notable sea que, durante la pandemia, la capitalización del mercado de valores mundial ha superado los 100 billones de dólares por primera vez en la historia. Muchos índices bursátiles han alcanzado máximos históricos durante la pandemia, con el Nasdaq 100 en los Estados Unidos a la cabeza.

A decir verdad, había pocas o ninguna alternativa para los inversores. A causa de los programas de compra de bonos por parte de los bancos centrales de todo el mundo, los rendimientos de rentas fijas continuaban siendo bajos incluso a largo plazo. Así pues, los inversores decidieron asumir el riesgo y colocaron su capital en el mercado de valores.

Ha sido tan fuerte el deseo de especular antes que invertir que han aparecido increíbles titulares. Por ejemplo, el gigante estadounidense de alquiler de automóviles, Hertz, se declaró en quiebra. Sin embargo, eso no detuvo a los inversores que siguieron pujando por el precio de sus acciones.

Otro ejemplo es aún más extremo. Es el caso de Nikola, un fabricante de camiones eléctricos. Ha llegado a tener una valoración de decenas de miles de millones de dólares sin haber producido ni un solo camión. Es más, su fundador, Trevor Milton, se deshizo de acciones de Nikola por valor de 55 millones de dólares como parte de un acuerdo de bienes raíces. Por ahora, no se sabe quién compró y por qué.

Hablemos de Tesla. Los altos niveles de volatilidad de las acciones han atraído más a los especuladores que a los inversores. Su precio ha ganado más del 600 % a lo largo del año y ha alcanzado valoraciones increíbles. Por ejemplo, comparada con el Mittelstand alemán (índice de las medianas empresas de ese país) que cotiza en bolsa, Tesla vale más que la totalidad de dicho índice. Su cuota de mercado es ahora más alta que la de Berkshire Hathaway. Sin embargo, si comparamos algunos datos, no tiene sentido. Por ejemplo, las ventas de Tesla o TTM (Trailing Twelve Months) han sido de 28 mil millones de dólares mientras que Berkshire Hathaway ha vendido diez veces más, 279 mil millones de dólares. Asimismo, Berkshire tiene un flujo libre de efectivo por valor de 27 mil millones de dólares frente a los solo 1.8 mil millones que tiene Tesla. Y la lista podría continuar.

2020 ha cogido a todos por sorpresa. Lo que parecía una catástrofe a nivel de mercado de valores ha resultado ser, finalmente, una historia de éxito.

¿Continuará esa historia en 2021?

Registrese hoy para nuestro boletín exclusivo!

E-mails personalizados

¡Sin SPAM!

Alt coin news

desuscribirse en cualquier momento

Una vez registrado, puede que recibas nuestras ofertas especiales vía correo electrónico. En ningún caso venderemos o compartiremos tu información con terceros de ninguna clase. Echa un vistazo a nuestra política de privacidad aquí.