Home > Noticias > Las economías occidentales se enfrentan a un cambio estructural en las tendencias de la inflación

Las economías occidentales se enfrentan a un cambio estructural en las tendencias de la inflación

Es probable que el aumento de la inflación en las economías desarrolladas se mantenga mientras existan cuellos de botella en la cadena de suministro. Se espera que el índice de precios PCE básico de Estados Unidos aumente un 0.3 %.

Por primera vez en décadas, los riesgos inflacionistas son mayores que los deflacionistas. A pesar de que los principales bancos centrales intentan tranquilizar a los mercados diciendo que la inflación es transitoria, algunos indicios parecen apuntar en otra dirección.

Antes de la pandemia de la COVID-19, la deflación se apoderaba de las economías occidentales. Desde la zona euro hasta Japón, desde el Reino Unido hasta Australia, y desde Canadá hasta Nueva Zelanda, los bancos centrales tenían dificultades para crear una inflación cercana a su objetivo.

Ahora ya no.

Las cadenas de suministro en dificultades sugieren que pueden pasar años hasta que las cosas vuelvan a la normalidad. En China, el brote de COVID-19 ha provocado este verano el cierre de dos grandes puertos: Ningbo-Zhoushan y Dalian. Aunque los nombres no digan mucho, Ningbo-Zhoushan es el tercer puerto más activo del mundo. El cierre causó un aumento de las tarifas de flete según la tasa de referencia de flete de contenedores de Shanghái a Los Ángeles del WCI, que casi se ha triplicado en el transcurso de un año.

Todos los ojos puestos en el índice de precios del PCE básico

Los rescates proporcionados a los sectores económicos y a los hogares han sido la norma durante toda la pandemia. Sin embargo, ninguna otra economía desarrollada ha estado cerca de los estímulos fiscales y monetarios que ha estado proporcionando Estados Unidos.

Por ello, han aparecido algunas novedades interesantes en el frente de la inflación subyacente. Una rápida comparación de los datos de inflación subyacente en Estados Unidos con los de la zona euro en los últimos tres años revela tendencias similares hasta que comenzó la pandemia. En ese momento, la inflación subyacente de Estados Unidos se disparó, mientras que la de la zona euro aumentó, sí, pero no tanto.

Se trata de las dos mayores economías del mundo, y resulta evidente que los riesgos inflacionistas superan a los deflacionistas por primera vez en muchas décadas. Los bancos centrales se esforzaban en vano en crear inflación, pero ahora probablemente se centrarán en cómo volver a situarla por debajo del 2 %.

Sin embargo, los bancos centrales no tienen prisa. Tampoco están preocupados si hemos de interpretar las últimas declaraciones que intentan tranquilizar a los participantes en el mercado recalcando que la inflación es transitoria.

Hasta que dejen de existir los cuellos de botella en la cadena de suministro, los riesgos inflacionistas seguirán aumentando. Y lo que es más importante, la pandemia no ha terminado.

Se espera que hoy se publique el índice de precios PCE básico de julio. Aunque el mercado se centra sobre todo en lo que dirá la presidenta de la Fed en el Simposio Económico de Jackson Hole más tarde, se trata de un dato económico importante que merece la atención de cualquier operador. Para julio, se espera que la inflación subyacente muestre un aumento del 0.3 %. 

Únete a la revolución del Trading Social. Conecta con otros traders, discute estrategias de negociación y usa nuestro CopyTrader patentado
eToro es la plataforma líder de comercio social del mundo, ofreciendo una amplia gama de herramientas para invertir en los mercados de capitales
Mayor número de pares de divisas para el comercio
Abrir mi cuenta

Utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, así como también, proporcionar funciones en las redes sociales y ofrecerle una mejor experiencia al usuario. La aceptación del uso de cookies se dará por la continuación de la navegación por el sitio web o al hacer clic en el botón "Aceptar, gracias"