Home > Noticias > Inflación promedio flexible: tema central de la reunión de mañana de la Fed

Inflación promedio flexible: tema central de la reunión de mañana de la Fed

15 septiembre, 2020 By Mircea Vasiu

El principal suceso de la semana bursátil se producirá mañana. Durante la sesión de América del Norte, la Reserva Federal tiene previsto publicar su política de tipos de interés y el enfoque por el que apostará en el futuro próximo.

Aunque nadie espera que la Fed anuncie cambios bruscos o específicos, no significa que la reunión no sea importante. De hecho, debido a esta reunión, el USD se mantiene a la baja, lo que hace que las acciones de los EE. UU. encuentren apoyo en cada una de esas caídas.

Objetivo de inflación promedio flexible

A la Reserva Federal le cuesta explicar a los mercados por qué una mayor inflación es buena para la economía. El mercado espera más información mañana sobre el nuevo mandato de objetivo de inflación promedio flexible (FAIT, por sus siglas en inglés), y qué es exactamente este plan elegido por la Fed.

Si en la reunión de esta semana la Reserva Federal no consigue transmitir con claridad lo que representa este nuevo objetivo, el riesgo de que el dólar vuelva a subir es real. En otras palabras, el mercado forzará a la Fed en caso de que esta no se muestre transparente.

La idea del FAIT se puso sobre la mesa en el Simposio Jackson Hole el pasado agosto. El dólar ha estado a la baja todo el verano en espera de un cambio por parte de la Fed. El cambio llegó finalmente, sí, pero el mensaje no provocó precisamente lo que la Fed esperaba en términos de inflación. Dicho de otro modo: ¿Cómo de flexible pretende ser la Fed? ¿Existe alguna metodología clara para calcular la inflación promedio tal y como pretende la Reserva Federal?

Es muy probable que la Fed no haya dado una respuesta concisa a estas preguntas por algún motivo. Cuando se le da al mercado una meta, la reacción a cualquier acontecimiento más o menos cercano a ella es generalmente más agresiva de la que sería en otras condiciones. Por tanto, la Reserva Federal busca no enseñar todas las cartas, al menos de cara al futuro inmediato.

Muchos participantes del mercado creen que la Fed está en un callejón sin salida, atrapada en una acomodación monetaria continua. Si este es el caso, una inflación más alta en el futuro próximo es complicada al menos que se autocumpla.

Explicado de otro modo: si la población y los participantes del mercado creen que la Reserva Federal es capaz de crear inflación, la Reserva Federa tendrá margen y facilidades para alcanzar su objetivo. Hasta ahora, las acciones han subido, el Bitcoin ha subido, el oro ha subido, la plata ha subido y el dólar ha bajado.

A juzgar por esta métrica, parece que la inflación está a la vuelta de la esquina. Cualquier insinuación de la Reserva Federal respecto a políticas monetarias dovish no harás más que provocar que el dólar siga bajando.