El sector tecnológico apunta hacia nuevos máximos

Ailbhe Hennigan mayo 13, 2020 0 Comentarios

El sector de la tecnología en los Estados Unidos es uno de los más resistentes en el contexto de la crisis actual. En cierto modo, es normal si tenemos en cuenta que la mayoría de las personas están actualmente en situación de confinamiento, por lo que no tienen otra alternativa que utilizar los servicios en línea. Esto ha aumentado en parte la demanda de las plataformas que son propiedad de los grandes gigantes tecnológicos.

Por ejemplo, Zoom, que ofrece un software para reuniones por videoconferencia, está siendo muy útil para las comunicaciones en el caso del trabajo a distancia. Ha experimentado un crecimiento en las ventas del 55 %, una cifra impresionante sin lugar a dudas. Otras empresas, como PayPal o Microsoft, aunque no se mueven en esos números, todavía están bastante por encima de la media del sector.

Sin embargo, para los inversores, ¿qué otras opciones hay además del sector tecnológico? Las industrias tradicionales casi han desaparecido en el sentido de que la actividad es mínima o nula: las compañías aéreas, el ocio, el sector del automóvil, etc. Por lo tanto, los inversores con capital que están deseosos de mover el dinero para entrar en el futuro se arremolinan en torno al único sector que todavía está vivo en esta crisis: el sector tecnológico.

La magnitud de la recuperación del mercado tecnológico

He aquí algunos números que es necesario considerar cuando se pone en perspectiva la actual recuperación del mercado tecnológico. Para empezar, el tipo de cambio de estas últimas siete semanas del Nasdaq 100 es el más alto desde la burbuja de las punto.com (entre el año 1997 y el 2000). Y, para continuar, la sensación dentro del sector en su conjunto es la de una gran satisfacción, la mayor vista en más de una década.

Históricamente, situaciones como las dos mencionadas en el párrafo precedente conducen a un retroceso de los principales índices de las acciones. O, al menos, a una consolidación durante el período siguiente. Si eso es así, las previsiones para el sector tecnológico son sombrías.

Sin embargo, hay una trampa. Cuando se utilizan datos históricos, los inversores asumen que las condiciones actuales son similares a las del pasado. Según todas las mediciones, no lo son, no lo han sido nunca.

Por ejemplo, comparar el rendimiento del mercado de valores en los últimos tres meses con un patrón similar de hace cinco años no tiene ningún sentido, ya que las condiciones de la política monetaria son diferentes: el nivel de los tipos de interés, el estímulo, todo. Todo gira en torno a los recursos (por ejemplo, la política monetaria de la Fed) y los resultados (rendimiento del mercado de valores).

Otra cosa que los inversionistas que pronostican un colapso en el sector tecnológico no tienen en cuenta es que, en un nuevo paradigma, las métricas anteriores ya no sirven. Un cambio de paradigma tiene lugar, bien cuando surgen nuevas industrias de la nada y los inversores se vuelcan en ellas con todas sus fuerzas, bien cuando los modelos ya establecidos ganan terreno gracias a un apoyo masivo.

Hasta ahora, los inversores están a favor de la segunda opción, aunque solo sea por lo que se refiere a considerar hasta dónde están dispuestos a empujar al sector tecnológico.

Compártelo: Facebook GoogleTwitterEmail

La inversión es especulativa. Al invertir su capital está en riesgo. Este sitio no está destinado para su uso en jurisdicciones en las que las operaciones o inversiones descritas están prohibidas y solo deben ser utilizadas por dichas personas y en las formas legalmente permitidas. Es posible que su inversión no califique para la protección de los inversores en su país o estado de residencia, por lo que debe realizar su propia diligencia debida. Este sitio web es gratuito para su uso, pero es posible que recibamos una comisión de las compañías que presentamos en este sitio. Haga clic aquí para mas información.