Home > Noticias > El RBA no cambia su política monetaria

El RBA no cambia su política monetaria

7 julio, 2020 By Mircea Vasiu

El Banco de la Reserva de Australia (RBA, por sus siglas en inglés) ha decidido mantener la tasa de efectivo en el 0.25 % según se desprende de la comunicación de hoy sobre su política monetaria. La decisión, muy esperada, no ha ejercido ninguna influencia sobre la volatilidad del mercado de divisas, aunque el dólar australiano (AUD) ha reaccionado con un cierto debilitamiento poco después del anuncio.

El RBA y el dólar australiano (AUD)

La economía australiana se encuentra por primera vez en recesión después de décadas de crecimiento económico. En un momento dado, Australia fue la envidia del mundo desarrollado por su fuerte crecimiento, bajo desempleo y un importante sector inmobiliario.

Durante años, el AUD reflejó esa fortaleza, ya que el RBA mantenía un alto nivel en los tipos de efectivo en comparación con otros bancos centrales del mundo. Al enfrentarse a la recesión provocada por el coronavirus que ha afectado a todos los países del mundo, el RBA se ha encontrado con una situación inusual que le está obligando a aprender cómo tratar con ella. Ninguno de sus miembros había experimentado jamás una recesión.

Sin embargo, esto no quiere decir que el banco no tenga ni idea de cómo hacerlo. Puesto que los bancos centrales actúan bajo la protección del Bank for International Settlement de Basilea, Suiza, las decisiones que se toman en una parte del mundo se conocen en el resto. Por lo tanto, de la misma forma que un médico aplica el mismo tratamiento a pacientes con idénticos síntomas, los bancos centrales hacen lo mismo: aplican las mismas herramientas de política monetaria a condiciones económicas semejantes.

En esta reunión, el RBA ha reconocido el grave daño provocado por la crisis de la COVID-19. Es más, espera una recuperación económica desigual y un panorama económico incierto. Todo va a depender de cómo se contenga el virus en un futuro.

Si hablamos de contención, algunas regiones de Australia no lo están haciendo bien últimamente: Victoria está de nuevo bajo confinamiento. Nuevos casos sugieren que la tasa de infectados crece fuera de control y el cierre parece ser la única respuesta. Esto es algo que ya hemos visto en otras partes del mundo, por ejemplo, en Europa (países como España o Alemania) y en algunos estados de Estados Unidos.

El RBA es consciente de que la economía Australiana está pasando por la peor contracción desde la década de 1930. Casi un millón de personas han perdido sus empleos. No obstante, las condiciones parecen haberse estabilizado en cierto modo y los principales indicadores sugieren que lo peor ya ha pasado.

La reacción de los mercados ante el anuncio de hoy ha sido silenciosa. El par AUD/USD ha caído alrededor de los sesenta puntos básicos desde el anuncio, pero esto es poco probable que sea una reacción a la declaración del RBA, ya que el USD se ha apreciado en todas partes (por ejemplo, el par EUR/USD ha caído de nuevo por debajo del 1.13).