Home > Noticias > Dos días antes de la reunión de la Reserva Federal, los bienes duraderos de los EE. UU. superan las expectativas

Dos días antes de la reunión de la Reserva Federal, los bienes duraderos de los EE. UU. superan las expectativas

28 julio, 2020 By Mircea Vasiu

Los pedidos de bienes duraderos en los Estados Unidos sorprendieron a todos ayer. La publicación del MoM muestra un incremento del 7.3 %, cifra que supera las expectativas del 7 %.

Sin duda, otro signo de mejora, aunque tímida. El aumento sigue a un incremento del 15.1 % en mayo, una señal prometedora de nuevos pedidos y el repunte de la actividad económica en general.

Los pedidos centrales, a la baja

A pesar de que el titular muestra una mejora superior a la esperada, el número central de pedidos, que excluye las aeronaves, no ha cumplido las expectativas. Además, la anterior publicación mensual ha sido revisada a la baja, lo que empaña las buenas noticias de este mes.

El mercado no ha reaccionado mucho a los datos sobre bienes duraderos, básicamente porque la Reserva Federal (Fed) anunciará este miércoles sus próximos pasos en política monetaria. Como viene siendo habitual en eventos de este calado, el mercado se mantiene en rangos estrechos con los inversionistas mostrándose a la espera.

Entonces, ¿de qué sirven los datos de bienes duraderos y cómo ayuda esto a los operadores? La interpretación de estos datos es clave para las inversiones a medio y largo plazo, ya que su recopilación ayuda a entender el escenario global necesario para caer del lado idóneo del mercado.

Pero centrémonos en la Fed. Esta semana, el mercado espera que ratifique su enfoque dovish, lo que explica la continua caída del dólar.

Lo que cambiaría las tornas es si la Fed anuncia un plan con nuevas acciones futuras. Por ejemplo, hace años, cuando el aumento de los niveles de empleo casi alcanza lo que se entiende como pleno empleo, la Fed comenzó a subir los tipos de interés, y lo hizo con contundencia hasta que las tasas de los fondos federales se situaron por encima del 2 %.

Puede que sea demasiado pronto como para hablar de desempleo u objetivos concretos de inflación que permitan elevar los tipos de interés. El mercado cree que la primera subida de las tasas por parte de la Reserva Federal no se producirá hasta 2024, aunque siente que podría adelantarse en función de cómo siga evolucionando la crisis del coronavirus, así como por los resultados electores a la presidencia de Estados Unidos que se conocerán en tan solo unos meses.

Si Trump gana para un segundo mandato, es probable que Jerome Powell permanezca en el cargo. Si, por otro lado, es Biden quien se hace con la presidencia, puede que nombre a otro para el puesto de máximo dirigente de la Reserva Federal (y ello puede tener consecuencias a todos los niveles).

Cerramos el contenido hablando nuevamente de los bienes duraderos, los nuevos pedidos, envíos, pero también pedidos e inventarios sin completar, que aumentaron. Sin embargo, si combinamos este aumento con la disminución de los datos básicos, podríamos concluir que el aumento no es tan impresionante al fin y al cabo.