Home > Noticias > De facto, el dólar sigue siendo la divisa de reserva mundial

De facto, el dólar sigue siendo la divisa de reserva mundial

La pandemia de la COVID-19 desencadenó una respuesta monetaria y fiscal superagresiva por parte de los Estados Unidos que, lógicamente, condujo a una rápida depreciación del dólar. Cuando se emite dinero nuevo de forma tan descarada y en cantidades tan inabarcables (es decir, más del 25 % de todos los dólares creados en la historia han surgido como respuesta a la pandemia), se produce una obvia degradación de la moneda.

Hay ejemplos en todas partes. A los pesimistas del dólar les gusta traer a la palestra a Venezuela, Turquía o Argentina, entre otros países, como ejemplos clásicos de dinero que pierde valor a la velocidad de la luz.

Y tienen razón; basta con echar un vistazo a Turquía. Durante el fin de semana, el presidente del país despidió al jefe del banco central en una medida que ha emponzoñado la lira, la moneda local, hasta llevarla a una espiral de muerte. Y es que la decisión ha sido tan fuerte que ha influido sobremanera en los mercados financieros debido al creciente papel de los mercados emergentes en las carteras de los inversores.

Sin embargo, cuando se habla del dólar y de Estados Unidos, estos ejemplos no sirven de mucho. ¿Por qué? Porque actualmente no hay rival para el dólar como divisa de reserva mundial.

La participación del dólar en las reservas internacionales ha aumentado durante la pandemia

Es fácil apuntar a la inflación y al desgaste de la moneda sin saber qué ocurre en realidad. Porque el dólar no solo no ha perdido su estatus internacional, sino que ha fortalecido dicho estatus como divisa de reserva mundial durante la pandemia.

Es decir, a pesar de la impresión y emisión masiva de dólares por parte de la Fed y el Tesoro, las naciones extranjeras parecen haber aumentado su exposición al dólar durante la crisis sanitaria de la COVID-19. Más concretamente, ante la opción de elegir otra moneda para guardar su exceso de reservas, las naciones extranjeras han confiado aún más en el USD.

Todas las demás candidatas, como, por ejemplo, el euro, han visto disminuida su participación a pesar de haber superado al dólar en los mercados durante la mayor parte de 2020 y de 2021 (hasta ahora). En otras palabras, pese a que el tipo de cambio ha pasado rápidamente de 1.06 a 1.23 durante la pandemia, el movimiento al alza del par no ha desencadenado el temor porque el dólar pudiese perder su estatus de reserva mundial, más bien, todo lo contrario. Podemos decir que las naciones soberanas han aprovechado la debilidad del dólar para acumular sus reservas a mejores niveles.

La semana pasada, la decisión de la Fed reveló que esta desea permanecer acomodaticia pese a los evidentes signos de recuperación económica. Sin embargo, el mercado pone a la Fed contra las cuerdas, ya que los rendimientos no paran de subir y ya se habla de una primera subida de los tipos de interés para diciembre de 2022.

No hay ningún otro banco central en el mundo desarrollado que piense ya en subidas de tipos para el futuro próximo. Por tanto, la fortaleza del dólar no debería sorprender a nadie mientras siga siendo la opción dominante a la hora de acumular reservas.

Únete a la revolución del Trading Social. Conecta con otros traders, discute estrategias de negociación y usa nuestro CopyTrader patentado
eToro es la plataforma líder de comercio social del mundo, ofreciendo una amplia gama de herramientas para invertir en los mercados de capitales
Mayor número de pares de divisas para el comercio
Abrir mi cuenta

Utilizamos cookies para personalizar el contenido y los anuncios, así como también, proporcionar funciones en las redes sociales y ofrecerle una mejor experiencia al usuario. La aceptación del uso de cookies se dará por la continuación de la navegación por el sitio web o al hacer clic en el botón "Aceptar, gracias"