Home > Noticias > Cómo ha cambiado el mundo en tan solo un año

Cómo ha cambiado el mundo en tan solo un año

El año 2020 quedará para siempre en nuestra memoria como el año en el que la pandemia cambió el funcionamiento del mundo y la forma en que las sociedades vivían. Viajar se redujo al mínimo o llegó incluso a no existir y los acuerdos comerciales a nivel regional sustituyeron la globalización. Y como eso, muchas cosas más. 

Si lo vemos con retrospectiva, el año ha sido terrible. Solo con listar algunos de los acontecimientos que han tenido lugar este año, podemos tener una visión completa de todo por lo que el mundo ha pasado y del por qué toda la gente está deseando que empiece el nuevo año.

Además de la crisis sanitaria, el 2020 ha supuesto duros momentos para los mercados financieros: las elecciones en los Estados Unidos y el Brexit han estado en el punto de mira. Cuando llegó la pandemia de la COVID-19, se dieron las condiciones para la tormenta perfecta.

Acontecimientos clave en 2020

Hasta marzo, los mercados financieros se centraban en las tensiones entre los EE.UU. e Irán, así como en las negociaciones comerciales entre los Estados Unidos y China. Ciertas imágenes y rumores procedentes de China provocaban algunos escalofríos en el sector sanitario europeo y el resto de países occidentales, pero el «virus chino» parecía estar en otro planeta.

En marzo, el virus comenzó a propagarse de forma agresiva. Lo que siguió a continuación fue el colapso de los mercados financieros internacionales y la fuerte contracción de algunas industrias y sectores, sobre todo en el caso de las empresas dedicadas a la hostelería.

Comenzaron los cierres en Europa y los países cerraron, uno por uno, su actividad económica. En abril, el mercado de valores de los Estados Unidos se desplomó, lo que activó rápidamente todos los interruptores y algunas voces pidieron la suspensión de la actividad bursátil hasta que el virus estuviese bajo control.

En abril, veintidós millones de estadounidenses solicitaron las prestaciones por desempleo. Los gobiernos y los bancos centrales se apresuraron a ofrecer ayuda desde una perspectiva tanto de política fiscal como monetaria. Sin embargo, las empresas siguieron sufriendo, especialmente las pequeñas y medianas empresas.

Y, entonces, los precios del petróleo entraron en valores negativos. Por primera vez en la historia, los contratos de futuros con vencimiento en mayo se fijaron en los -40 $. Efectivamente, con las mayores economías del mundo en modo de cierre no quedaba espacio de almacenamiento en el mundo y los productores, literalmente, pagaban a cualquiera que pudiese sacarles el petróleo de las manos.

Ese movimiento disparó tendencias deflacionarias en las economías avanzadas, lo que hizo aún más difícil la reacción de los bancos centrales.

De forma lenta pero segura, el mundo se dio cuenta de que tenía que seguir hacia adelante. Los mercados de valores repuntaron impulsados por la ayuda de los bancos centrales. La capitalización de mercado de las denominadas acciones de «trabajo desde casa» aumentó de forma significativa. Empresas como Amazon, Zoom, Google o Facebook vieron cómo sus acciones alcanzaban máximos históricos.

En noviembre, llegó la esperanza: potenciales vacunas ofrecían una gran eficacia contra la propagación del virus. Siguió otra ola de «compras por pánico» de acciones.

En resumen, 2020 nos ha dado muchas lecciones. Con seguridad, quedará para la historia como uno de los años más horribles. Sin embargo, las lecciones que hemos aprendido pueden tener más valor del que parece a primera vista. Esperemos que las sorpresas que llegaron en 2020 nos animen a realizar cambios en nuestra estructura financiera para evitar crisis similares en el futuro.

Registrese hoy para nuestro boletín exclusivo!

E-mails personalizados

¡Sin SPAM!

Alt coin news

desuscribirse en cualquier momento

Una vez registrado, puede que recibas nuestras ofertas especiales vía correo electrónico. En ningún caso venderemos o compartiremos tu información con terceros de ninguna clase. Echa un vistazo a nuestra política de privacidad aquí.