Home > Noticias > Actualización sobre las economías europeas y la COVID-19

Actualización sobre las economías europeas y la COVID-19

19 octubre, 2020 By Mircea Vasiu

El virus ha vuelto como una revancha contra los países de la eurozona y la segunda ola de infecciones ya supera a la primera. La buena noticia es que el número de fallecimientos no sigue el mismo ritmo que el número de infecciones.

Al mismo tiempo, la mala noticia es que la nueva ola de infecciones ha obligado a medidas desesperadas en varios países que van a tener un fuerte impacto económico. Parece que los países europeos ya han agotado las soluciones que tenían a mano y han decidido cerrar bares y restaurantes. Francia, Bélgica, los Países Bajos y España han limitado la actividad de bares y restaurantes bien completa o parcialmente para los próximos días.

Más presión sobre el BCE

Un banco central actúa como un prestamista al que se acude como último recurso, pero también como un banco para el gobierno. En este caso, el BCE se está viendo presionado para aumentar su programa de flexibilización cuantitativa y quizá incluso para ser creativo y encontrar nuevas formas de flexibilizar la política monetaria.

Si analizamos las condiciones económicas de la zona euro, la evolución de la COVID-19, las negociaciones del Brexit y el hecho de que el invierno se va a echar encima del continente, da la impresión de que el BCE tiene ante sí la tormenta perfecta. Por mucho que fuese el alboroto al principio del verano, la emisión de deuda conjunta y los nuevos fondos para luchar contra la pandemia y sus efectos todavía no han llegado. De hecho, el proceso está resultando mucho más lento de lo que se esperaba y presiona al BCE para que actúe.

El problema es que el BCE, de alguna manera, tiene las manos atadas. Su programa PEPP, diseñado para luchar contra la pandemia, parece demasiado pequeño en este momento además de limitado tanto en tiempo como en tamaño. Para cambiar la percepción del mercado, el BCE debería enviar una fuerte señal más pronto que tarde.

¿Vacuna o medidas terapéuticas?

Una de las razones por las que los fallecimientos no siguen el mismo camino que las infecciones en esta segunda ola es el uso de medidas terapéuticas. Los médicos han aprendido lo que funciona y lo que no, tienen más experiencia, comparten información y, de esta forma, obtienen resultados.

Pero lo que realmente puede cambiar las reglas del juego es una vacuna. La Comisión Europea ya ha contratado posibles vacunas de diferentes fabricantes y ha comenzado a trabajar en la infraestructura que hay que implementar si las vacunas están listas en un futuro cercano.

Por una vez, el dinero no es un problema en Europa. ¿Llegará a tiempo para frenar la duración del impacto económico de la recesión provocada por la COVID-19?