Home > Noticias > 750 000 millones de euros en subvenciones y préstamos para Europa

750 000 millones de euros en subvenciones y préstamos para Europa

28 mayo, 2020 By Mircea Vasiu

Europa ha dado un nuevo paso adelante a partir de la reciente declaración franco-alemana de la semana pasada y ha anunciado un fondo del programa Next Generation de 750 000 millones de euros para los próximos tres años. Es un hecho muy importante para Europa porque 500 000 millones de euros se van a dar en forma de subvenciones, y no de préstamos, a los países afectados por la pandemia del coronavirus.

En cuanto a la fuente de esos fondos, se pedirán prestados durante los próximos tres años y se comenzarán a reembolsar a partir de 2028 y por un período de 30 años, es decir, hasta 2058. Esto demuestra que la UE es capaz, y lo hará, de emitir deuda común, así como de pedir dinero prestado a escala macro para aumentar el gasto en los programas de la UE cuando hay una crisis.

Un cambio de actitud en el espacio fiscal europeo

La pandemia del coronavirus ha provocado fuertes reacciones de los bancos centrales así como de los gobiernos, de forma que palabras o expresiones como «sin precedentes» o «cambio en las reglas del juego» parecen perder su significado. Es más, si volvemos la vista atrás en la historia, este tipo de movimientos tan audaces por parte de Europa se veían como algo muy improbable en el futuro inmediato. Y, sin embargo, ahí están.

El gasto se hará mediante el RRF (Recovery and Resilience Facility) y se destinará a proyectos financieros a través de los instrumentos presupuestarios de la UE (política agrícola, política de cohesión, etc.). También hay un instrumento de apoyo a la solvencia para empresas con necesidad de liquidez.

Poco después del anuncio de ayer, han empezado los cálculos para establecer qué países obtendrán más subvenciones y acceso a los préstamos. No es de extrañar que Italia y España sean los principales beneficiarios, mientras que Alemania será el principal apoyo de este proyecto. Sin embargo, estos cálculos, por lo que se refiere a quién va a pagar el préstamo, son difusos. La participación en la RNB (Renta Nacional Bruta) de la Unión Europea puede cambiar drásticamente en un período de tiempo tan largo y, por lo tanto, también lo haría la estructura de ingresos del presupuesto de la UE.

Si hay algo que sí sabemos es a dónde van a ir ahora los fondos. En cuanto a quién tendrá la mayor participación cuando se trate de devolver los préstamos, no lo sabemos, a menos que se use constantemente una bola de cristal para predecir el futuro.

No importa cómo se mire: los préstamos de la UE para ayudar al gasto en la eurozona ya están aquí, aunque dicho de una forma muy simplista.