Paridad de poder adquisitivo

eFXto mayo 02, 2013 0 Comentarios

¿Qué es la Paridad de Poder Adquisitivo (PPA)?

Es una teoría económica que intenta calcular el tipo de cambio entre las divisas de dos países necesario para que se pueda comprar la misma cesta de bienes y servicios en la divisa de cada uno, es decir, para que el poder adquisitivo (o poder de compra) de ambas divisas sea equivalente.

La teoría de Paridad de Poder Adquisitivo (PPA), frecuentemente vista también como PPP (del inglés Purchasing Power Parity) fue publicada en 1918 por Gustav Cassel en su libro Theory of Social Economy, basándose en una teoría ideada en siglo XVI en la escuela monetarista de la Universidad de Salamanca. Actualmente es utilizado por el Fondo Monetario Internacional para ajustar el PIB Nominal per capita de cada país y realizar una comparación directa de diferentes economías a través de su PIB.

Definición y concepto

La paridad de poder adquisitivo responde a la pregunta de cuánto dinero sería necesario para comprar los mismos bienes y servicios en dos países diferentes. A partir de aquí se calcula el tipo de cambio implícito, aquel tipo de cambio necesario para que esa cantidad de dinero pudiese pasar de una divisa a otra y poder comprar la misma cesta de bienes y servicios, esto es el tipo de cambio al que ambas divisas tendrían el mismo poder adquisitivo.

Por ejemplo, si el tipo de cambio entre el euro y el dólar estadounidense es de 1,60 y un producto cuesta 1$ en Estados Unidos, el mismo producto debería costar en Europa 1,60€. Es decir, si alguien tiene 1,60€ puede comprar dicho producto en Europa o cambiar el dinero a dólares y comprarlo en Estados Unidos. Ahora bien, si en Europa ese producto costase 1,40€, el euro tendría un mayor poder adquisitivo ya que en Estados Unidos podría comprar ese producto y algo más.

Otra interpretación de la paridad de poder adquisitivo es que la diferencia entre el tipo de cambio actual y el tipo de cambio necesario para que haya paridad de poder adquisitivo es igual al porcentaje de apreciación o depreciación del tipo de cambio.

Medida

La medida de la paridad de poder adquisitivo es complicada y muy criticada debido principalmente a la dificultad de encontrar una canasta de bienes y servicios representativa para varios países, ya sea por la inexistencia de un producto o servicio en un país, su baja disponibilidad o diferencias de calidad. No sólo existen diferentes niveles de precios entre diferentes países sino que estas diferencias no son uniformes entre los diversos bienes y servicios; por ejemplo, en países de un entorno parecido la diferencia en los niveles de precios en comida tienden a ser mayores que en los precios de vivienda y menores que en los precios de servicios y bienes de entretenimiento. Hay que añadir que la cesta de bienes y servicios representativa de cada país puede ser notablemente diferente debido a que los patrones de consumo también son diferentes en cada país. Por ejemplo, en España se consume más carne que en China y en China se consume más arroz que en España; el cálculo de la Paridad de Poder Adquisitivo será diferente si se utiliza la cesta de bienes y servicios basada en el consumo de los españoles que si se calcula utilizando los patrones de consumo de los chinos (esta sería una comparación bilateral, de dos países). Estas dificultades se acentúan aún más cuándo se quiere comparar el poder adquisitivo de más de dos países (comparación multilateral).

Además de la dificultad de elegir una canasta de bienes y servicios representativos para diferentes países y con calidades y disponibilidad similar, las estimaciones de la paridad de poder adquisitivo puede variar también en función de la calidad y capacidad de los datos estadísticos de los países comparados. Esta dificultad se pone especialmente de manifiesto en países en vías de desarrollo. Por ejemplo, el Programa de Comparación Internacional del Banco Mundial (International Comparison Program) requiere la separación de las cuentas nacionales en producción, gastos e ingresos, pero no todos los países hacen esta contabilidad de forma sistemática.

El cálculo básico del PPA en su versión relativa bilateral es:

T = P1/P2

Dónde:

  • T es el tipo de cambio entre la divisa 1 y la divisa 2
  • P1 es el precio del bien «x» en la divisa 1
  • P2 es el precio del bien «x» en la divisa 2

T sería el tipo de cambio necesario para que el coste del mismo bien en ambas divisas fuese el mismo, es decir, para que ambas divisas tuviesen el mismo poder adquisitivo. Esta sería una comparación bilateral entre dos países. Existen métodos para promediar PPA bilaterales y realizar comparaciones multilaerales estables, aunque con estos promedios las comparaciones bilaterales se distorsionan bastante.

La Ley de precio único y la PPA

A menudo se puede confundir la ley de precio único y la teoría de Paridad de Poder Adquisitivo pero tienen una gran diferencia. La Ley del precio único se aplica a bienes y servicios individuales mientras que el PPA se aplica al nivel de precios general. Sólo cuándo la ley de precio único se cumple para todos los bienes y servicios de una determinada cesta, ambas teorías serán iguales.

Un ejemplo típico de Ley de precio único es el Índice Big Mac desarrollado y publicado por The Economist.

Paridad de poder adquisitivo

Comparación internacional del PIB

El PPA tiene diversos usos, el más común es la comparación internacional de ingresos o Producto Interior Bruto. Los tipos de cambio entre divisas suelen ser bastante volátiles y son afectados por muchos factores, como entorno político y financiero, que no repercuten de forman inmediata en los ingresos de la población pero sí en su poder de compra y que tienden a subestimar el nivel de vida de la población, sobre todo en países pobres debido al conocido como efecto Balassa-Samuelson.

La comparación de los ingresos entre países se suele realizar con medidas como el Producto Interior Bruto. Si existen desviaciones de la paridad de poder adquisitivo entre varios países, su PIB debería ajustarse según esta desviación para que pueda realizarse una comparación real. Cada país mide su PIB en su moneda local y estos PIB no son comparables, es necesario pasarlos a la misma divisa y ajustar los resultados en función de la desviación de la PPA entre la divisa nacional y la divisa en la que se exprese el PIB.

El ajuste del PIB según la paridad de poder adquisitivo se realiza siguiendo diversos modelos, el más utilizado es el método del dólar internacional o dólar Geary-Khamis. En este modelo el tipo de cambio real se hace igual al tipo de cambio nominal ajustado por las diferencias en los niveles de precios (PPA) y se expresa en dólares estadounidenses. El cálculo del PIB con ambos tipos de cambio puede revelar grandes diferencias. Por ejemplo, en el 2003 el PIB per capita en la India fue de 1.704 USD utilizando el tipo de cambio nominal y de 3.608 USD utilizando el tipo de cambio real ajustado según el PPA. Para ese año, el PIB per capita de Dinamarca fue de 62.100 USD por tipo de cambio nominal y de 37.304 USD ajustado según el PPA.

¿Por qué ajustar el PIB?

El tipo de cambio entre dos divisas refleja el valor de bienes comercializados entre dos países, pero no de los bienes no comercializados, estos son bienes y servicios producidos para uso y consumo nacional. Además, las divisas se intercambian con otros fines diferentes a la importación y exportación, por ejemplo para la compra de activos financieros e inversiones de capital. El tipo de cambio también se ve afectado por diferencias en el tipo de interés de cada divisa (vea como afecta el tipo de interés al tipo de cambio), intervenciones de los bancos centrales o la pura especulación en el mercado de divisas.

La paridad de poder adquisitivo se utiliza como alternativa para corregir posibles sesgos estadísticos y poder realizar una comparación adecuada del PIB. Frecuentemente se utilizan las Tablas de Penn como fuente de los ajustes del PPA. El conocido como efecto Penn muestra como el utilizar los tipos de cambio nominales provoca un sesgo de forma sistemática. Por ejemplo, si el valor del euro cae a la mitad si se compara con el dólar estadounidense por motivos propios de los mercados financieros y no por motivos exclusivos del comercio de bienes y servicios, el PIB de la Zona euro medido en dólares también será la mitad. Pero esto no quiere decir que los europeos sean la mitad de pobres; si los precios e ingresos medidos en euros permanecen más o menos constantes el poder adquisitivo de los europeos permanecerá también constante, siempre que no existan bienes y servicios importados en dolares estadounidenses que sean necesarios para la calidad de vida de los europeos. Medir los ingresos y el PIB en diferentes países utilizando el tipo de cambio ajustado por el PPA ayuda a evitar estos problemas.

Actualización del PPA por PIB

Las estimaciones globales de la paridad de poder adquisitivo, como las que ofrece el PCI del banco mundial mencionado anteriormente, se calculan cada cierto tiempo para un año en particular. Para calcular el PPA para otros años se utiliza el deflactor del PIB (índice de precios de consumo calculado para un año base). Con la siguiente fórmula se calcularía el tipo de cambio PPA para un año en particular en dólares Geary-Khamis:

PPAX, i = (PPAX, b * (PIBdef, X, i / PIBdef, X, b)) / PPAU, b * (PIBdef, U, i / PIBdef, U, b))

Dónde:

  • PPAX, i es el tipo de cambio según PPA del país X para el año i.
  • PPAX, b es el tipo de cambio PPA para el país X para el año de referencia publicado por el Banco Mundial.
  • PPAU, b es el tipo de cambio PPA de Estados Unidos para el año de referencia (es igual a 1).
  • PIBdef, X, i es el deflactor del PIB del país X para el año i.
  • PIBdef, X, b es el deflactor del PIB del país X para el año de referencia.
  • PIBdef, U, b es el deflactor del PIB de Estados Unidos para el año i.
  • PIBdef, U, b es el deflactor del PIB de Estados Unidos para el año de referencia.
Compártelo: Facebook GoogleTwitterEmail
Mostrar Mas

La inversión es especulativa. Al invertir su capital está en riesgo. Este sitio no está destinado para su uso en jurisdicciones en las que las operaciones o inversiones descritas están prohibidas y solo deben ser utilizadas por dichas personas y en las formas legalmente permitidas. Es posible que su inversión no califique para la protección de los inversores en su país o estado de residencia, por lo que debe realizar su propia diligencia debida. Este sitio web es gratuito para su uso, pero es posible que recibamos una comisión de las compañías que presentamos en este sitio. Haga clic aquí para mas información.